fbpx

◀︎Return to Blog List Un Hogar Para Hacer Recuerdos

Los favoritos recuerdos de Karla y Gabriel cuando eran niños, eran crecer en su propio hogar. Gabriel dijo “Yo, de niño crecí en una casa, la casa de mis padres. Mis recuerdos incluyen mis amigos de mi barrio, crecimos juntos. Nunca supe de vivir en una casa, y otra, y en otra.” Karla dijo “Cuando yo era muy pequeña, por mucho tiempo estuve en la misma casa. Es bonito tener muchos recuerdos en la misma casa.”

Cuando Karla y Gabriel se mudaron a Albuquerque con sus hijos, decidieron que también querían crear un hogar estable para ellos. Pensando en el futuro, también querían tener una herencia para sus hijos. Desde que venían a este país de México, querían un hogar propio, pero pensaban que el proceso iba ser muy difícil para ellos. Vinieron a Homewise con el aliento de su amiga, Maria José, que también trabaja para Homewise como una asesora de compra de casa, y ella les ayudó a comenzar su viaje para ser dueños de una casa.

En su primera cita de asesoramiento financiera, aprendieron de Maria José que necesitaban trabajar en su crédito y para hacer eso, tenían que obtener una tarjeta de crédito. Tambien tenían que comenzar ahorrar para un enganche. Cuando Karla y Gabriel entraron por primera vez a Homewise, venían con un plan de 8 años para ahorrar un gran enganche para comprar una casa, pero con un préstamo de Homewise, un gran enganche no era necesario. ¡Lo que pensaron tomaría 8 años, solo tomó 6 meses! Un poco después, empezaron a buscar una casa propia. Al buscar una casa propia, Gabriel tenía características específicas en mente. Él quería un patio grande para hacer unas carnes asadas, quería un cuarto para cada uno de sus hijos, y espacio para tener amistades que visitan fuera de la ciudad donde pueden sentirse bienvenidos. Trabajaron con un agente de bienes raíces de Homewise, Ambrose, y se sentían muy cómodos con él. Ambrose les dio muchos consejos cuando estaban buscando una casa y siempre estaba disponible cuando lo que necesitaban. Con su ayuda, ellos encontraron una casa que aman. 

Cuando se mudaron a su casa, los primeros momentos fueron muy emocionales. Gabriel dijo, “No podía creerlo. Creo que pasaron unos varios días para poder sentir que era nuestra casa.” “Todo está lo mismo. Hago las mismas actividades, mis hijos siguen a la misma escuela, mis amistades siguen siendo los mismos, pero yo me siento diferente. Cada día amanezco sabiendo que soy una dueña de una casa” lo exclama Karla. Pasan mucho tiempo juntos en su nuevo hogar, jugando con sus perros Chayo y Tintan y jugando juegos, como Lotería. “Nuestros hijos están en colegio ahorita y están a punto de irse de las universidades, posiblemente ser independientes. Por lo menos, quiero que tengan unos recuerdos de vivir en una casa propia antes de irse fuera de la casa” dijo Karla.

Gabriel está trabajando en la casa, agregando detalles para hacer su propia casa. Sus hijos tienen sus propios cuartos y también tienen espacio para estudiar, Gabriel tiene el patio grande que quería, y la familia tiene amistades visitando frecuentemente. Cuando se le preguntó qué consejos le darías a amigos y familiares que están considerando comprar una casa, Karla dijo “Que ahorren dinero, que se pongan a trabajar en su crédito, que quiten gastos que no necesitan de su vida. Pongan de pensar, que es más valioso, ser dueño de casa, ¿o tener el mejor teléfono?” Karla y Gabriel aman Homewise y se lo recomiendan a todos. “Yo sentí un trato más como no solamente era negocios. Era un trato más humano, un trato de querer. Creo que Homewise quiere que la gente sean propietarios.”

Share

Comments are closed.